Menu
Desiree Nunez

Jeep Grand Cherokee SRT

Jeep, la legendaria marca de vehículos todo terreno, actualizó su modelo más exquisito; la Grand Cherokee. Esta SUV es ahora más musculosa, sobre todo en la versión SRT, la tuvimos unos días a prueba, y nos pudimos dar cuenta de que en verdad es una devoradora de asfalto.

Sin duda, los directivos de Chrysler con esta actualización, tienen bien puestos los ojos en sus rivales europeos, al dotar a la Grand Cherokee SRT de exuberante equipamiento,  mayor confort y una fuerte dosis de testosterona.

La SRT dio un paso adelante en todos los sentidos, para posicionarse como un vehículo premium con calidad internacional. y así es la nueva historia que construye la compañía Jeep con la renovación tecnológica, y en desempeño que ha logrado en este ejemplar; al manejarla nunca creerán que están al volante de un producto estadounidense.

Debemos decir que con la llegada de FIAT al grupo automotriz Chrysler, sus productos han dejado de ser generalistas para convertirse en automóviles aspiracionales, dejando atrás a sus hermanas americanas, además de que, han recuperando su prestigio y reputación en el escenario mundial con automóviles de alta calidad, como es el caso de la Grand Cherokee SRT.

Ahora, es más imponente respecto a la generación pasada, si hablamos de diseño; es capaz de intimidar hasta al mejor conductor, los rines de 20 pulgadas en aluminio portan llantas de bajo perfil, y le ayudan a resaltar su aspecto deportivo.

Aunque fue dotada de un nuevo perfil, esta camioneta, no ha perdido la esencia de la marca emblemática. La parrilla frontal ahora es más deportiva, incluye varias tomas de aire, LEDs alrededor de la fascia, y un sistema de luces de bi-xenón que le ayudan a alumbrar el camino como si fuera de día.

Los grandes calipers de color rojo firmados por Brembo, nos dan una idea de lo que puede ser capaz esta maravilla, si es que te atreves a retarla, sabiendo que porta un corazón HEMI V8 de 6.4 litros con 470 caballos de potencia (hp), dicha fuerza generada, es transferida a las cuatro ruedas por medio de una nueva transmisión automática de 8 velocidades con modo deportivo y manual, por medio de paletas colocadas detrás del volante.

Por detrás, las grandes calaveras dotadas de LEDs, y las dos enormes salidas de escape en color negro, resaltan su semblante de competición, y se complementan con una antena con forma de aleta de tiburón colocada en el techo.

Por dentro, está envuelta en un ambiente que en su mayoría es deportivo, pero no deja de lado los toques exclusivos y refinados.

Si hablamos de equipamiento, está totalmente lista para consentir hasta al más exigente conductor. Lo primero que resalta al entrar, es su volante con la parte de abajo plana, el cual porta con orgullo las iniciales SRT, además incluye una variedad de funciones, podemos decir que se siente como un volante de carreras.

Los asientos están forrados en combinación de piel y Alcantara, además de que son cómodos; dejan sentir la sujeción y firmeza necesarias, para controlar las fuerzas G que se producen al despegar esta poderosa camioneta.

En la consola central podemos encontrar una pantalla táctil de grandes dimensiones con un software mejorado, que incluye sistema de navegación, controles para el climatizador y en conjunto todas las funciones de conectividad y multimedia habidas y por haber. El sistema es intuitivo y mucho más fácil de usar que el que portaban los modelos anteriores.

Los materiales en general transmiten calidad, el uso de plásticos, aluminio, piel y toques de fibra de carbono alrededor del habitáculo, le dan el “look deportivo” que se merece esta SUV con doble personalidad.

La división deportiva de Chrysler Street and Racing Technology (por sus siglas en ingles SRT), tuvo un acierto al incorporar el paquete SRT a la Jeep Grand Cherokee. Para reafirmar lo anterior, se necesita un poderoso motor, y si de poder hablamos, la marca no escatimó, ya que este ejemplar es portador de un enérgico V8 HEMI de 6.4 litros que genera una descomunal cifra total de 470 caballos.

La potencia emanada por dicho motor, es transferida a las cuatro ruedas, el procedimiento es possible gracias a la incoprporación de un Nuevo sistema de transmission, el cual es automatic y cuenta con 8 velocidades, además de haber sido dotado de con el modo deportivo y manual, cuya manipulación, pude ser ejecutada a través de paletas colocadas detrás del volante.

La novedosa caja; además de realizar los cambios con rapidez y eficacia, ayuda a un menor consumo de combustible, al mismo tiempo que mejora en general las sensaciones de marcha y desempeño.

Esta feroz SUV, es capaz de imponer sus reglas en cualquier terreno; lo anterior es gracias a la variedad de sistemas electrónicos que incluye, entre otros aditamentos; el Sistema de Control de Lanzamiento (Launch Control), que logra catapultar a esta pesada bestia de 2 mil 400 kilos, de 0 a 100 kilómetros en tan sólo 4.6 segundos a nivel del mar. En carretera se comporta como si fuera un coche deportivo, y sin remordimiento alguno puede alcanzar una velocidad máxima de 245 kilómetros por hora.

El estar detrás del volante es, en otras palabras, un coctel de adrenalina. La aceleración es contundente, el sonido del motor una delicia, y el agarre en curvas es increíble. Podemos olvidar por momentos que estamos conduciendo una camioneta con más de dos toneladas de peso y grandes dimensiones.

En conclusión,  podemos decir que la Grand Cherokee SRT, es una SUV única en su clase, tiene el tacto de un auto europeo, aunado a la contundencia y el desempeño explosivo, característico de los “muscle cars” americanos. Además, un precio de 994 mil 900 pesos, que, teniendo en cuenta a la competencia de sus similares alemanas, parece ser un precio propio de acuerdo a su desempeño y equipamiento.