Menu
Pablo Monroy

A subasta el primer prototipo del Ferrari 275 GTB

Si tus coches favoritos son los que llevan el emblema del Cavallino Rampante, estás de suerte, pues el próximo mes se llevará a cabo una subasta con un protagonista muy especial, aunque te anticipamos que no será nada barato.

El próximo 18 de enero tendrá lugar una subasta muy especial en Arizona, Estados Unidos, organizada por la casa Gooding & Co, donde estará presente un ejemplar histórico exclusivo: el primer prototipo de 1964 del Ferrari 275 GTB, un precioso automóvil que se construyó una fama importante en la década de los 60 y que ahora está buscando nuevo propietario.

Se trata de la una unidad marcada con el número de chasis 06003, lo que significa que fue el primer prototipo construido por la casa de Maranello, el cual sirvió para la realización de distintas pruebas tanto en carretera como para las carreras. Cuenta con algunos detalles singulares, como un cofre alargado, un tono amarillo Giallo Prototipo que viste su carrocería y un juego de faros frontales adicionales, entre otras cosas.

Dado que por aquel entonces no existía aún el circuito de pruebas de Fiorano, la marca tuvo que realizar una serie de pruebas en carretera abierta, así como en algunas pruebas de competición a las que fue inscrito, entre las que destaca el Rally Monte Carlo de 1966. Durante todo este tiempo ha pasado por distintas manos, hasta que su actual propietario, quien lo guardó durante los últimos 25 años, decidió ponerlo a la venta.

Bajo el cofre se encuentra un motor V12 Colombo 3.3 litros, el cual podía llegar a ofrecer hasta 320 caballos de fuerza, gracias a seis carburadores de doble cuerpo firmados por Weber. Además, presumía de ser el primer Ferrari en utilizar una transmisión manual de cinco velocidades, con un diferencial de deslizamiento limitado.

Los especialistas afirman que este modelo, cuya carrocería fue fabricada por Scaglietti y diseñada por Pininfarina, no será nada barato y solo estará reservado para unos pocos privilegiados que puedan desembolsar una cantidad que rondará entre los cinco y siete millones de euros.