Menu
Marco Robles

Ducati Scrambler 1100, emoción italiana para rodar en la ciudad

La Scrambler ha significado para Ducati un hit de ventas en el mundo que ha hecho que en poco más de dos años la familia de esta motocicleta hoy tenga 9 versiones y tres opciones de motorización, incluyendo el nuevo bicilíndrico de 1100 centímetros cúbicos.

Durante el año pasado la firma italiana vendió 46 mil unidades de Scrambler, un icono de los años sesenta que volvió a la vida como una opción más urbana en su gama, pero que también puede ser una gran compañera de quién disfruta salir de viaje a lugares cercanos a su ciudad y que en este nuevo propulsor puede encontrar mejores prestaciones para la carretera.

Todo ello manteniendo el manejo y agilidad que ya hemos conocido en sus hermanas menores, con algunas mejoras para responder a la mayor potencia y torque de este motor.

La Scrambler 1100 llegará al mercado en tres versiones, comenzando con la versión normal, que nos entrega de stock un tanque en dos tonos, el asiento negro y un manubrio alto, para tener un manejo más relajado en la ciudad.

Mientras que la Special, que presume una pintura gris crayón, que le da una presencia inconfundible, el asiento forrado en piel café y aquí el manillar fue recortado, pensando en una posición de manejo más deportiva.

A esta le seguirá la Sport, que agrega una suspensión con amortiguadores Öhlins, para mejorar la rigidez del manejo cuando elevamos la velocidad o queremos tomar un camino lleno de curvas. Además, el color de esta versión es negra y sólo tiene detalles amarillos, inspirados en las motos de carreras del pasado.

El faro delantero en todas cuenta con un aro exterior de LED para iluminación diurna y el foco principal es un bulbo de alta descarga que también emite luz blanca, mejorando la visibilidad en la noche y reduciendo la fatiga de los ojos al ser un tono más cercano a la luz del día.

El faro tiene dentro una estructura de metal en forma de X que rinde homenaje a los protectores que ponían los riders en el faro de sus motos para protegerlos de daños.

El resto de los grupos ópticos, incluyendo el de la matrícula, son de LED.

Las tres versiones incorporan de serie frenos de disco Brembo con sistema ABS y ABS para las curvas, control de tracción y tres modos de manejo (Active, Journey y City) que modifican la programación del control de tracción y en el modo City reduce la potencia del motor a 75 caballos de fuerza, en lugar de 86.

El propulsor 1100 es una evolución del que Ducati desarrolló hace algunos años para la Monster, está fabricado en aluminio y entrega una potencia de 86 hp y 65 libras-pie de torque, acoplado a una caja de seis velocidades, que incorpora un sistema de asistencia en el embrague para evitar que la llanta trasera se desestabilice cuando realizamos cambios hacia abajo.

Como es una costumbre en la gama Scrambler, Ducati ha desarrollado más de una docena de accesorios para cada versión, al igual que una gama completa de ropa, maletas y cascos, para que sus clientes vivan la experiencia completa.

Este vehículo arribará en las próximas semanas al mercado nacional con un precio por anunciar, pero calculamos que será superior a los 200,000 pesos.

AUTOR
Marco Robles

Marco Robles

Periodista automotriz desde 2006, fan del beisbol, del frío, los días nublados y los autos emocionantes.

Sorry no comment yet.

Leave a Comment