Menu
Marco Robles

Lewis Hamilton ya es uno de los más grandes

En 11 años en la Fórmula 1, Lewis Hamilton se ha colocado dentro de los tres mejores pilotos que han surcado una pista de la máxima categoría, un pentacampeón mundial al nivel de Juan Manuel Fangio y Michael Schumacher, y que sigue cosechando récords.

De la mano de Mercedes el británico ha hecho una de las mancuernas más dominantes de la historia de la máxima categoría, sumando ya cuatro títulos mundiales (sólo Sebastian Vettel con Red Bull y Michael Schumacher con Ferrari lo habían logrado) y 71 victorias de Gran Premio.

Si bien Hamilton está todavía a dos títulos mundiales del gran Schumacher, el piloto de Mercedes está más cerca de poder empatar su récord de 91 triunfos y quizá superarlo hacia la temporada 2021.

El quinto campeonato de Lewis llegó en una temporada donde sigue demostrando que cuando está totalmente metido en la competencia es una fiera que ha sumado 81 pole positions, muchas más que nadie en la historia, y que reacciona de la mejor forma en los momentos críticos de la temporada, ganando en el momento justo para amasar una ventaja que le permita llegar más relajado a los compases finales de la temporada.

Además, es el único piloto en la historia de la F1, que ha ganado al menos una carrera en cada año que ha corrido en el Gran Circo

Hamilton llegó a la F1 en la temporada 2007 y desde sus primeras carreras en esta categoría ya daba muestra de su gran talento y proyección como múltiple campeón del serial. Ese año, fue superado por Kimi Räikkönen en la definición del campeonato por sólo un punto.

El primer título para el nacido en Stevenage, Inglaterra, el 7 de enero de 1985, llegó en 2008 luego de otra feroz batalla con un piloto de Ferrari, en esta ocasión Felipe Massa a quien doblegó por una unidad en el último Gran Premio del año.

Los siguientes años pasaron sin pena ni gloria, cosechando al menos una victoria en cada temporada, pero alejado de la posibilidad real de ir a pelear por su segunda corona.

Para 2013, cundo la relación con McLaren ya no era la mejor, Niki Lauda, director no ejecutivo del equipo Mercedes, lo convenció de unirse al equipo alemán, que ese año había decidido no renovar a Michael Schumacher (a quien habían sacado del retiro en 2010) para comenzar una era de dominio.

Hamilton desembarcó en la escudería teutona y en su segundo año lo llevó al título mundial de Pilotos y Constructores, mismos que no han soltado en las cinco temporadas siguientes.

Quizá 2016 fue el año más duro para el británico, pues varias fallas de motor y otros inconvenientes, como su exceso de arrojo, lo llevaron a entregar la corona su coequipero Nico Rosberg, único piloto que ha podido doblegar al inglés en uno de los años más emocionantes de los últimos tiempos, una batalla que a veces nos recordaba pasajes de la rivalidad Prost-Senna de finales de los ochenta.

Si bien Ferrari ha resurgido como la segunda gran fuerza de la Fórmula 1 en 2017 y 2018, el tiempo se les agota, pues sólo restan dos temporadas con las reglas actuales de motores, ya que en 2021 la Fórmula 1 abrirá otro capítulo de su historia con nuevas reglas y especificaciones.

AUTOR
Marco Robles

Marco Robles

Periodista automotriz desde 2006, fan del beisbol, del frío, los días nublados y los autos emocionantes.

Sorry no comment yet.

Leave a Comment